Atletismo olímpico- Lo que Río nos dejó (I)


lescay-ultimo-cambioPor:Lilian Cid Escalona/Cubahora

Cuba salió de Río con una única presea, de bronce, y solo 6 representantes ubicados entre los ocho primeros (el relevo cuenta como una ubicación) de sus respectivas especialidades. Un resultado que la sitúa por debajo de lo hecho en los Juegos de Londres 2012.

Si de resaltar actuaciones se trata, cabe reconocer el esfuerzo de los especialistas en pruebas combinadas Leonel Suárez (6to) y Yorgelis Rodríguez (7mo), esta última convertida en recordista nacional al acumular 6481 puntos que dejan atrás el registro de 6352 puntos de Magalys García, que databa del 23 de junio de 1996.

En tanto, dejan poco que refutar performances como el de Lázaro Martínez (8vo en el triple salto), quien tenía otro pico de rendimiento planificado de cara al Campeonato Mundial Juvenil, lo que también atañe a Maykel Massó y a Roxana Gómez, integrante del relevo 4×400.

De satisfactorio clasifica lo de Yoandy Lescay en los 400m, siendo el otro cubano (2 entre 31 enlistados para eventos individuales) que logró optimizar su marca personal. Quedó fuera de la final, pero lo hizo corriendo lo mejor de su vida, y esto, en cualquier caso, es aplaudible. El tunero también tuvo un rol protagónico en el relevo largo cubano, que finalizó sexto con 2:59.53 minutos, tiempo muy cercano a lo más destacado hecho por las postas largas cubanas. A las féminas, nada que cuestionarles, a fin de cuentas se subieron al tren a la hora de “recoger los bates”.

La medalla, la única, llegó por intermedio de Denia Caballero en el lanzamiento del disco. ¿Qué podía ser de otro color?, tal vez, pero es una presea olímpica, y ganarla es una gran victoria. En otra cuerda se movió su compañera Yaimé Pérez, que llegaba con muchas opciones para trascender y sucumbió al no concretar resultados válidos en la instancia decisiva de esta prueba.

yarisley-silva-saltoEn lo que a Yarisley Silva se refiere, una de nuestras atletas de mayores posibilidades y que solo pudo ser séptima. Las medallas a este nivel se construyen en el entrenamiento y se sustentan con la regularidad de los resultados. Y estos no habían sido signos característicos en la travesía competitiva de la cubana durante 2016. Es cierto que podía sacarse un salto y estar en el podio, pero los 4.80m (altura que cerró el medallero), no había sido un resultado estable en sus incursiones. Solo una vez lo superó Yarisley, que compitió 8 veces antes de los juegos con un desempeño promedio sobre los 4.67m.

Así, buena parte de los pronósticos pre competencia quedaron sin validez. Lesiones aparte, tocará a los entendidos y responsables del desarrollo de este deporte analizar cada caso y hacer un balance sobre las causas de tan discreta actuación.

Es un hecho, el talento existe pero el atletismo necesita reinventarse en pos de garantizar que cada año, los atletas sean capaces de llegar al evento más importante en condiciones dar la mejor demostración. Una asignatura pendiente para la mayoría de nuestros representantes a lo largo de los últimos grandes eventos. Lo llamativo en la actuación general de los nuestros no es precisamente la eliminación en instancias preliminares, la reflexión vuelve sobre las marcas; alejadas, en buena medida, de lo que traían acreditado en la presente temporada.

Anuncios

Acerca de Lilian Cid Escalona

Ingeniera informática con inclinación periodística. Me gusta contar historias. Soñadora al 200%. Autora en @Deporcuba y @BlogCubaxDentro. En twitter: @lizz19861

Publicado el 2016/08/24 en Atletismo, D´Lilian y etiquetado en , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 13 comentarios.

  1. El artículo pudiera ser “Lo que nos quitó Río”, porque los Juegos Olímpicos no nos dejaron nada, es la peor actuación desde Roma’60, recuérdese que en Tokyo’64, Figuerola regresó con plata y ahora solo alcanzó el bregar para un metal de bronce, en México’68 fueron dos plata y en Münich’72, dos bronce…..

    Me gusta

  2. “La peor actuación de nuestra delegación” también pudiera ser el titular. Muy decepcionante el atletismo; ojalá se hagan los cambios profundos necesarios para el renacer de este deporte, empezando x revisar el porqué retroceden en sus resultados promesas juveniles cuando pasan a mayores… Saludos, Lilian.

    Me gusta

  3. Ah! y, x supuesto, analizar también como primero por qué casi nadie hace sus mejores marcas en los principales eventos… Curiosamente, algunas de las mejores, son x acá en el Barrientos… casi empezando temporada veraniega… También fundamental será analizar el trabajo sicológico con los atletas…

    Me gusta

  4. Mexico 68 dos platas en relevos 4X100 Marlene Elejalde,Fulgencia Romay, Miguelina Cobian y Violeta Quezada, Pablo Montes,Hermes Ramirez, Juan Morales y Enrique Figuerola, en Munich Silvia Chivas,Fulgencia Romay, Marlene Elejalde y Cristina Echevarria el otro bronce el de Silvia Chivas por cierto esta atleta tuvo un desempeno grande y de repente nadie habla de ella.

    Me gusta

  5. La actuacion no fue del todo mala 11 medallas, 6 oros alejada del puesto que antes acostumbraba ocupar.El sitio fue digno tomando en cuenta que paises con mayor cantidad de poblacion y recursos quedaron a la zaga y tambien con menos deportistas 120 USA,Colombia,Espana,Italia,Azerbayan alzaron sus banderas con una medalla o lugar obtenida por un cubano radicado en esos paises: Orlando Ortega Espana, Osmany Juantorena Italia,Danell Leyva USA, Lorenzo Sotomayor, Libania Grenot, entrenadores como: Rafael Iznaga, Pedro RoqueYin Alvarez, YazmaniCopello Yasniel Toledo, Frank Casana, Yidiel Contreras,Luis Maikel Martinez Yadisleidy Pedroso, Yusneysi Santos, como hemos regalado deportistas y si no se llaman a contar el futuro lo veo gris.

    Me gusta

  6. Los relevos a mí no me decepcionaron, porque el 4x400m de mujeres hizo allí su mejor marca del año. Si tenemos en cuenta que se clasificaron como último relevo, más la composición del mismo, con una atleta de 17 años, y por los menos dos que no estaban en su mejor forma, pues mejor no podían salir de la aventura Olimpia. El 4x100m masculino estuvo en su margen, y al ver que seis relevos bajaron de 37s en una semifinal, solo quedaban 2 lugares libres a ocupar y Gran Bretaña y Alemania tienen mejores velocistas actualmente. Cuba tenía que acercarse a su récord nacional para ser competitivo y no fue posible.

    Para mí las decepciones fueron: Skyers y los dos vallistas cortos. El vallista largo, Gaspar, probablemente no haya hecho nunca la marca de inscripción, así que tampoco esperaba grandes tiempos de él, tampoco grandes marcas de Ford ni de las dos balistas.

    Sobre nuestros lanzadores no tienen el nivel para meterse en una final, a menos que tengan muchísima suerte, o sea que se podía desear, pero no esperar.

    Algo que me preocupa mucho es el desarrollo o más apropiado sería escribir el estancamiento de Diago, Casanova, Hechavarría y Povea. ¿Se debe al paso de junior a la categoría de mayores, que se ha perdido motivación o hay problemas reales con los entrenadores, que aún no saben cómo sacarles el máximo a sus atletas? Es algo que necesita un análisis profundo y no temerle a los resultados del mismo.

    Quizás salga a la luz qué condiciones reales tenían los atletas, si es que hubo mucha presión sicológica por el zika y la tan mencionada falta de higiene, porque si se miran los resultados. Muchos favoritos europeos no pudieron lograr sus propósitos, como la hepatalonista británica, Ennis-Hill, aunque peor les fue a algunos campeones europeos como a la holandesa Vetter de heptalón y a los balistas alemanes Schwanitz y Störl que ni subieron al podio.
    Dos de las jabalinistas alemanas, en los últimos tiempos la armada dominante, ni pasaron a la ronda final de ocho. En su lugar irrumpieron en el escenario olímpico dos jabalinistas que por su edad pudieron haber sido las contrarias de nuestra Yulemnis Aguilar, de esta haber competido en el mundial junior de Eugene: la polaca Maria Andrejczyk, cuarta en Río y la croata Sara Kolak, la campeona olímpica. Quizás se trate en esta disciplina solo de un cambio de generaciones, cosa que yo esperaba de nuestros atletas jóvenes a los que consideraba sedientos de éxitos deportivos internacionales.

    Otros años el Campeonato Europeo ha sido para afinar la puesta en forma, pero esta vez para muchos ha significado una caída de su rendimiento. Con esto quiero decir que el bajo rendimiento de nuestros atletas es relativo, porque sucedió con atletas de élite de otros países.

    Me gusta

  7. Sobre Yasmani Copello, ojalá sus marcas sean limpias, pero ya en el pasado hubo muchos escándalos de dopaje en Turquía. Desconozco quién es su entrenador, pero la vallista turca de 100m c/v Nevin Yanit fue cazada dos veces después de ganar la medalla de oro en el Campeonato Europeo, también la mediofondista campeona olímpica de Londres, Asli Cakir Alptekin, que fue descalificada y sirvió de testigo en el caso Lamine Diack, el expresidente de la IAAF. Y si mal no recuerdo para el mundial de 2013 había nada más y nada menos que 31 sospechosos procedentes de ese país y como que su presidente está en la misma situación que Putin, pues no sería de extrañar que encuentren “por casualidad” más atletas turcos dopados.

    Por otro lado el año pasado en un reportaje se contaba que en una lista de la IAAF que había salido cladestinamente de ese organismo, aparecía que de 12 000 pruebas de sangre de unos 5000 atletas tomadas en los últimos años, había 800 sospechosos, o sea que uno de cada tres atletas, también medallistas de competencias internacionales entre 2001 y 2012, era altamente sospechoso de haber estado dopado. Específicamente en las carreras de 800m hasta la maratón.
    Lamine Diack dijo que eso no era verdad, mas en las listas aparecía un atleta británico famoso, lo que pudiera ser una explicación por qué el nuevo presidente no ha insistido en buscar el fondo de esa acusación. Los dos países que presentaban la mayor cantidad de casos eran Rusia y Kenia y el segundo, Kenia acaba de terminar su mejor Olimpiada.

    Me gusta

  8. Cuando me refiero a la peor actuación de la delegación, es entre todos los deportes que representaron a Cuba en Río, por la cantidad de atletas del atletismo y los resultados reales, incluyendo los q se incluyeron entre los 8 primeros. Muy pobre resultado. Y del 4×100 sí esperaba más. Se dice q con los tiempos individuales de los cuatro, pudieron acercarse a los 38 flat y no quedar en un penoso último lugar en su heat. Para serio análisis los métodos de entrenamiento q no permiten q casi ninguno de nuestros atletas alcancen sus mejores resultados en las grandes competencias, el trabajo con las jóvenes promesas q después se estancan o retroceden y el trabajo sicológico q en el atletismo se va volviendo fundamentalísimo por lo q se está viendo…

    Me gusta

  9. Estaría bien conocer las marcas individuales corridas en los relevos, así se sabría más, porque a mí el último velocista, Carrero, me pareció muy lento y supongo que los cambios tampoco fueran para festejar. Claro que pudieron perder, pero con una mejor marca, pero se ve a las claras que hay problemas profundos, no solo en el atletismo y nadie quiere verlos, por tanto no serán analizados y mucho menos cambiarán porque todos los implicados tienen lo que necesitan: los viajes al extranjero.
    unos como atletas, entrenadores, sicólogos, terapeutas, más los tantos cargos inventados, como el de jefe del departamento de estadísticas (durante unas competencias en el extranjero) y los otros como dirigentes.

    Me gusta

  10. Tal es así que antes de los Juegos salió un artículo en el que decía un dirigente deportivo, (ahora no recuerdo quién fue), que estaban trabajando con especialistas para que los atletas llegaran a Río a hacer sus mejores marcas, y eso solo se cumplió para una muy pequeña parte, o sea que la frase era solo para aparentar buen trabajo o para justificar los viajes de algunos

    Me gusta

  11. Me parece bastante decepcionante inscribir 43 concursantes para un saldo de una medalla y 6 ubicaciones entre los ocho finalistas. Primero dese el punto de vista económico considero que la inversión hay que calificarla de negativa. Desde e, punto de vista deportivo se sigue arrastrando un mal que data de muchos años: hacer la marca para garantizar la participación y después apenas acercarse al resultado en el momento de la competencia para la cual se clasificó. Recordemos que en el 2015 Rosmery Almanza estuvo toda la temporada golpeando en Europa y después defraudó -y de qué manera- en Toronto 2015 que se supone era su principal competencia y por la que Cuba espera una presea dorada para la lucha en la tabla general por países, y que hasta Héctor Villar estaba reportando vía TV desde la casa de la joven en Camagüey en espera del triunfo. Me pregunto qué hacían 3 mujeres en la carrera de 800 mts y otras tantas en impulsión de la bala en Río 2016. Considero que independientemente de que se cumpla la marca exigida -lo cual sucede a lo largo de un período de tiempo- si ya próximo a la competencia fundamental el atleta no muestra estar en condiciones de cumplir un buen resultado, no se le debe incluir; con ello se obliga al atleta a preocuparse por su mejor actuación, y al entrenador a no trabajar por garantizar asistir a una competencia pase lo que pase, creo que eso es éftico y dice mucho. ¿Qué está sucediendo con los eventos de velocidad y nuestros métodos de entrenamiento? Digo esto porque estimo que ninguno de los hombres -incluido Usain Bolt- que se presentaron en estos eventos son extraterrestres, pueden ser extraclases. Pienso que hay que revisar los métodos que se están aplicando, si es que no se está accediendo a lo más novedoso en esta materia. Es preocupannte ver que nuestros jóvenes pasan trabajo para cubrir los 100 mts en apenas 10,20 cuando Kim Collins con 40 años, por citar un ejemplo, aún corre por debajo de 10,00 en lucha por entrar otra final olímpica. Es lamentable que después haber tenido una buena clasificación no obstante las condiciones climatológicas que reinaban, nuestra Yaimé se viera fuera de concentración en la final. Todo lo contrario vimos en la discóbola francesa que a sus 37 años se creció al punto de lograr medalla y marca personal valedera para record de su país. Mi modesta opinión es que los directivos del Atletismo -aunque lo mismo se ha dicho en otras ocasiones cuando han acaecido acontecimientos siminlares- deberán someter esta situación a análisis a fin de que el colofón del cuatrienio olímpico 2017-2020 arroje halagüeños resultados; no contentarse solo con los resultados de los mundiales 2017 y 2019, sino también pensar en lo que representan las preseas para nuestro país en las citas regionales y olímpicas. Todavía hay mucho de que hablar respecto a este deporte que a ratos nos da tantas sorpresas y alegrías.

    Me gusta

  12. Por eso no la llevaron a Rios Arelis Barrio. con Acatazolamida, que bien callados.

    Me gusta

  13. El velocista Catari Samuel Adelebari dio positivo tambien consumio Estanozolol.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: