#Doping:Tanto va el cántaro a la fuente…

(…) Ostapchuk, por su parte, ha visto una y otra vez cómo se rompe el cántaro en sus narices. La bielorrusa ha ido tantas veces a la “fuente” que ha de afrontar la posibilidad de ser suspendida de por vida. Poco a poco, la exjugadora de baloncesto ha dejado en el camino todos sus resultados, y la falta de pulcritud en su carrera deportiva la pone al borde del abismo, de perderlo todo y desaparecer del panorama deportivo (…)

Anuncios